Opinión: Abusando del Antisemitismo – Por Dr. Ichak Kalderon Adizes

Una de las leyes de la economía es que si uno inunda el mercado con dinero impreso, el valor de ese dinero disminuirá. Esta ley, pienso, aplica a lo que está sucediendo con los eternos reclamos por Israel sobre el antisemitismo.

Israel se ve a sí misma como víctima del antisemitismo cada vez que es criticada por la forma en que maneja el conflicto palestino. Incluso cuando la crítica es justificada. Como resultado, el grito de antisemitismo posee un valor reducido como elemento de disuasión. El gobierno israelí utiliza las palabras como para protegerse a sí mismo y desviar cualquier crítica.

Tener al Holocausto como una explicación concreta a sus acciones, y el antisemitismo como excusa por lo que no tiene que prestarles atención a las críticas, pone a Israel en la negación de tomar medidas constructivas para mejorar la situación. Al contrario, facilita el deslizamiento del país hacia la autodestrucción.

Me preocupa profundamente lo que está sucediendo allí. Y mi sentimiento no es alimentado por los parcializados medios de comunicación extranjeros antisemitas. Veo las noticias israelíes a diario.

Las decisiones que el gobierno está tomando están aislando (usando la analogía de los guetos) cada vez más a Israel, aislando a sus ciudadanos del mundo y antagonizando a la población palestina para que actué belicosamente en desesperación. Por ejemplo, el árabe no es una lengua igual a la hebrea ya pero es reconocida ahora como una segunda lengua. Ni tampoco los ninos judíos tienen que aprender árabe ya; ni aprender la historia y cultura musulmana. Se está dirigiendo, pienso yo, hacia una desintegración y alienación mutua.

Israel tiene un problema de seguridad grave. Cierto. La Shaarya requiere que los creyentes estén dispuestos a morir para eliminar a los infieles de las tierras árabes. Ningún líder palestino está dispuesto a pasar a la historia como el que les dio tierra de Palestina a los judíos infieles. Por eso es que cada vez que los palestinos llegan al punto de firmar un acuerdo con Israel sus líderes se retiran y encuentran una excusa para romper las negociaciones. Barak cedió prácticamente todo lo que podría haber sido ofrecido a fin de lograr la paz. Lo mismo hizo Olmert. Y los palestinos nunca pierden la oportunidad de perder una oportunidad. ¿Por qué? Porque tienen la Shaarya. Su “manual” que les instruye a ir en busca del yihad y luchen y mueran a fin de liberar lo que creen es su tierra. Su religión no les permite alcanzar un acuerdo.

No puede haber paz entre Israel y los palestinos. Dejemos de vivir en un país de suenos e ilusiones. No habrá paz hasta que los palestinos se vuelvan más seculares que religiosos, y eso no va a suceder. Al contrario. La religión se está convirtiendo cada vez más en la fuerza impulsora en el mundo musulmán y los palestinos se están volviendo cada vez más radicales. Pronto podrán ver banderas de ISIS en los territorios palestinos. Y esta radicalización global no es impulsada por el conflicto palestino-israelí. Se acentúa. No lo causa. Esto es causado por el choque de valores entre el mundo musulmán y Occidente.

Es parte de nuestra psicología humana el que no podemos aceptar un problema sin solución. Todos los problemas deben tener soluciones. Bien, bienvenido a la vida real. Algunos problemas no tienen solución. Este es uno. La “solución” es cómo sobrevivir sin una solución. Lo que significa que sí, Israel tiene un problema de seguridad grave, pero sus acciones no están mejorando esa seguridad. Están agravando la situación.

¿Cómo hacer del árabe un segundo idioma para mejorar la seguridad? ¿Cómo puede la humillación en los puntos de control mejorar la seguridad para Israel?

El respeto es la piedra angular de la cultura árabe. Y nos encargamos de humillarlos de un lado al otro.

La cultura árabe está unida a la tierra. Los árabes no son principalmente banqueros. No son empresarios en Internet. Son gente que plantan arboles de olivos y producen aceite de oliva y son afanosos en sus tierras. Esta es gente agrícola, unidos emocionalmente a sus hogares y a la tierra que habitan. ¿Y qué postura toma el ala derecha de los colonos israelíes? Arrebatarle la tierra. Quemar los arboles de olivos. Retenerles los permisos a los palestinos para construir nuevas viviendas mientras los israelíes obtienen miles de permisos para expandir sus asentamientos.

¿Cómo diablos ayuda esto a la seguridad de Israel? ¿Cómo ayuda a la seguridad el dar una fracción de fracciones en los servicios municipales de salud, educación y un sistema de alcantarillado a Jerusalén Oriental, donde vive la población árabe, mientras que el lado judío florece?

Los palestinos lo ven. No son ciegos. Trabajan en el lado judío de la línea. Ellos construyen esas casas para los colonos judíos mientras ellos no pueden construir una casa para su propia familia que está en expansión.

¿Cómo, por favor díganme, ayuda esto a la seguridad de Israel?

Así que, sí estoy consciente de lo que es el problema de seguridad. Pero qué tiene eso que ver con hacerles la vida a los árabes que hemos “adoptado” por defecto más miserable? ¿O es que tomamos la tierra, pero no a la gente.

No soy antisemita – soy pesimista

Más que pensar, en realidad rezo.

Comentarios

Recientes

spot_img

Artículos Relacionados

Donaciones

 

En “Hatzad Hasheni” seguimos produciendo contenidos verdaderos y confiables para que te sigas sintiendo orgulloso de lo que eres…

¡Ayúdanos ahora con tu donación!

¡Súmate al proyecto que modifica percepciones!

CLICK AQUI PARA DONAR

Gracias por donar en este importante proyecto de diplomacia publica.