ONG israelí insta a Estados Unidos a extraditar a terrorista que planeó el atentado con bomba en Sbarro en 2001 – Por Ariel Kahana (Israel Hayom)

Ahlam Tamimi, sentenciada a 16 cadenas perpetuas por planear un atentado suicida que mató a 15 personas e hirió a 130, fue expulsada a Jordania en 2011, donde es una personalidad en los medios. Shurat HaDin – Israel Law Center pide al embajador estadounidense Thomas Nides que presione para su lograr su extradición.

Una importante organización de defensa de la ley israelí pidió al enviado estadounidense a Israel que presionara por la extradición de un terrorista con sede en Jordania que planeó un mortal atentado suicida en Jerusalén a principios de la década de 2000, durante la Segunda Intifada.

Shurat HaDin – Israel Law Center, que representa a algunas de las víctimas del ataque Sbarro de 2001, ha pedido al embajador Thomas Nides que impulse la solicitud de extradición de Ahlam Tamimi de Jordania a los Estados Unidos.

La masacre de Sbarro tuvo lugar el 9 de agosto de 2001, cuando un atacante suicida atacó una popular pizzería en el centro de Jerusalén, matando a 15 israelíes, incluidos 7 niños y una mujer embarazada, y dejando 140 heridos.

El atacante fue identificado como Izz al-Din Shuheil al-Masri. El terrorista que fabricó el chaleco suicida fue identificado más tarde como Abdallah Barghouti, quien en 2004 fue declarado culpable de ayudar e incitar a decenas de ataques terroristas y condenado a 67 cadenas perpetuas.

La investigación reveló además que al-Masri fue escoltado al restaurante por Tamimi, entonces una estudiante universitaria de 20 años, que se había disfrazado de turista judía para la ocasión. Posteriormente, en 2001, Tamimi, de nacionalidad jordana, fue declarada culpable por un tribunal militar israelí de planificar el ataque y sentenciada a 16 cadenas perpetuas más 15 años. Fue liberada en 2011 como parte del intercambio de prisioneros de Guilad Shalit con Hamás y fue expulsada a Jordania. Poco después de su regreso, se convirtió en una personalidad mediática. A menudo elogia el ataque que orquestó en varias plataformas y tiene una fuerte línea antiisraelí en sus declaraciones.

Los legisladores estadounidenses han exigido en el pasado que Tamimi sea extraditada a los EE.UU., citando el papel que desempeñó en el asesinato de ciudadanos estadounidenses en el ataque. La demanda fue desestimada por varias administraciones estadounidenses que expresaron su preocupación de que buscar su extradición desestabilizaría el régimen del rey Abdullah.

Shurat HaDin ha rechazado la posición estadounidense. La presidenta de la organización, Nitsana Darshan-Leitner, apeló a Nides y escribió: “Hace mucho tiempo que la administración estadounidense anunció la presentación de acusaciones contra Tamimi y se comprometió oficialmente con las familias [de las víctimas] de que exigiría la extradición de Tamimi para que pudiera enfrentar un juicio”.

Agregó que Washington “dejó en claro” en 2017 que “la administración estadounidense no se ve obligada por el acuerdo de Shalit, y prometió que trabajaría para extraditar a Tamimi y llevar al terrorista ante la justicia”. “Han pasado cinco años desde esa reunión y la administración estadounidense sigue evitando actuar sobre la solicitud de extradición, poniendo todo tipo de excusas”, desafió. “Parece que la administración estadounidense es extremadamente sensible a los terroristas palestinos que asesinaron a ciudadanos estadounidenses, pero tiene estándares diferentes cuando se trata de víctimas árabes y judías”.

Comentarios

Recientes

Artículos Relacionados

Donaciones

 

En “Hatzad Hasheni” seguimos produciendo contenidos verdaderos y confiables para que te sigas sintiendo orgulloso de lo que eres…

¡Ayúdanos ahora con tu donación!

¡Súmate al proyecto que modifica percepciones!

CLICK AQUI PARA DONAR

Gracias por donar en este importante proyecto de diplomacia publica.