Ex funcionario iraní admite que “Irán estaba tratando de construir armas nucleares” – Centro de Jerusalén

Ex funcionario iraní admite que “Irán estaba tratando de construir armas nucleares”. La mayor parte de la entrevista de Ali Motahhari fue eliminada. Todo lo que queda es una referencia al edicto de Khamenei (fatwa) sobre que el uso de armas nucleares es algo haram (prohibido).

El 24 de abril de 2022, el exvicepresidente del parlamento iraní, Ali Motahhari, dijo en una entrevista que desde el inicio de su programa nuclear, Irán buscó producir armas nucleares. “Al principio, cuando lanzamos el programa nuclear, nuestro objetivo era desarrollar la bomba y mejorar nuestro poder de disuasión”.

Motahhari citó partes de la Surah al Anfal del Corán (60): “Y prepara contra ellos todo lo que puedas de poder y de corceles de guerra con los que puedas aterrorizar al enemigo de Allah y a tu enemigo. Sin embargo, no logramos mantenerlo en secreto y nuestros informes confidenciales fueron revelados” por la organización de oposición en el exilio Mujahideen Khalq. “Si hubiéramos podido desarrollar una bomba en secreto y probarla como lo hizo Pakistán, habría sido un fuerte elemento de disuasión y los actores internacionales habrían sido más considerados con el estatus de Irán. Otros países confían en la fuerza nuclear. Creo que cuando comenzamos algo, debemos llevarlo hasta el final”.

Ali Motahhari es hijo del ayatolá Morteza Motahhari, uno de los fundadores de la República Islámica de Irán e ideólogo que estuvo cerca de Khomeini y encabezó el Consejo Revolucionario durante el inicio de la Revolución Islámica.

Las palabras de Motahhari despertaron gran interés en los medios de comunicación mundiales, y varios medios estatales iraníes se apresuraron a desmentirlas. La Asociación de Corresponsales Estudiantiles de Irán (ISCA) que publicó la entrevista la reeditó y eliminó las partes sobre las intenciones originales de Irán de producir armas nucleares.

Motahari agregó: Un país que quiere tener un programa nuclear pacífico nunca comienza con el enriquecimiento sino que construye un reactor y luego inicia el proceso de enriquecimiento. Cuando enriquecemos [uranio] inmediatamente, crea la impresión de que queremos desarrollar la bomba… Si hubiéramos podido desarrollar una bomba en secreto y probarla como lo hizo Pakistán, habría sido un fuerte elemento de disuasión y los actores internacionales habrían sido más considerados con el estatus de Irán. Otros países confían en la fuerza nuclear. Creo que cuando empezamos algo, debemos llevarlo hasta el final…. Irán puede construir una bomba nuclear porque la ley shaarya solo prohíbe su uso y no la producción de la bomba atómica. [Pero] Ahora, la opinión del Líder Supremo [Ali Khamenei] es que desarrollar una bomba nuclear es definitivamente haram [prohibido religiosamente].

Cuando se le preguntó a Motahhari si sus palabras podrían influir en el futuro de las vacilantes conversaciones nucleares de Viena, dijo: “Nadie escucha lo que digo. No tengo una publicación oficial, y mis palabras son solo mi opinión”. (2)

Ali Motahhari es hijo del ayatolá Morteza Motahhari, uno de los fundadores de la República Islámica de Irán e ideólogo que estuvo cerca de Khomeini y encabezó el Consejo Revolucionario durante el inicio de la Revolución Islámica. También es cuñado de Ali Larijani, quien fue presidente del parlamento iraní durante 12 años y uno de los fuertes críticos del expresidente Ahmadinejad. Motahhari fue considerado un político conservador de alto nivel y fue el segundo adjunto del presidente del Majlis (parlamento) de 2016 a 2019. Sin embargo, en 2020, el Consejo de Guardianes lo inhabilitó para postularse en las elecciones de Majlis de 2020, e instó a Khamenei a lanzar una investigación sobre la descalificación masiva de los candidatos del Majlis. Motahhari había comenzado a expresar posiciones más pragmáticas y afiliarse al campo conservador-pragmático.

Las partes problemáticas fueron eliminadas

Las palabras de Motahhari despertaron gran interés en las redes sociales y los medios de comunicación mundiales, y varios medios estatales iraníes se apresuraron a desmentirlas. Aparentemente, bajo una tremenda presión dentro de Irán, la Asociación de Corresponsales Estudiantiles de Irán (ISCA) que publicó la entrevista de Motahhari la reeditó y eliminó las partes problemáticas sobre el programa nuclear y las intenciones originales de Irán de producir armas nucleares. El único elemento que mantuvo el medio fue la afirmación de Motahhari de que Khamenei ahora se opone al uso de armas nucleares y lo considera haram.

Poco tiempo después de la transmisión de la entrevista, una fuente “conocedora” negó las afirmaciones de Motahhari. En una entrevista con la Agencia de Noticias Nour, afiliada al Consejo Supremo de Seguridad Nacional (SNSC), el funcionario dijo que el programa nuclear de Irán “nunca tuvo una dimensión militar y que personas irresponsables hicieron declaraciones basadas en la falta de conocimiento o su subjetividad política”. Los enemigos de Irán, comentó el funcionario, habían afirmado durante años que Irán estaba tratando de desarrollar armas nucleares clandestinamente y que su objetivo era reducir su programa nuclear pacífico. La agencia de noticias citó a Motahhari retractándose de su afirmación de que Irán había buscado armas nucleares y dijo en una aclaración que “los hipócritas distorsionaron la participación de Irán en el tema”. Gran parte de los medios iraníes citaron a la Agencia Nour y publicaron la aclaración de Motahhari.

Después de la fuerte presión aparentemente ejercida sobre él, el 25 de abril, Motahhari emitió un desmentido en su cuenta de Instagram, diciendo que sus palabras fueron sacadas de contexto y que Irán nunca había buscado armas nucleares. “Lo que dije fue que al principio había gente que creía que construir bombas para ahuyentar al enemigo era aceptable… la sentencia no ha sido debidamente reflejada por ISCA”.

A pesar de lo que afirmó Mujahideen Khalq, Motahhari dijo: “La República Islámica nunca ha buscado desarrollar bombas atómicas en política y propósito. El Líder Supremo también ha emitido un decreto religioso [fatwa] prohibiéndolos”. Mujahideen Khalq respondió retransmitiendo la entrevista original de Motahhari con ISCA en los medios sociales e internacionales.

¿Hubo alguna vez una fatwa que prohibiera el uso de armas nucleares?

En los últimos años, Irán ha afirmado que Khamenei emitió una fatwa que prohíbe el uso de armas nucleares, y periódicamente reitera este punto en la sección del sitio web de Khamenei que trata sobre cuestiones de leyes religiosas. Hacia el final, hay una referencia a “la sagrada prohibición [haram] de las armas de destrucción masiva”.

En el mismo sitio de la entrevista se presenta un mensaje de Khamenei en cuatro idiomas (farsi, árabe, inglés y español) a la sesión de 2011 de la Conferencia de Desarme, declarando: “Creemos que junto con las armas nucleares, todo tipo de armas de destrucción masiva, como las armas químicas o biológicas, representan un grave peligro para la raza humana…. Irán ha tenido la experiencia de esto…. Vemos el uso/despliegue [كاربرد] de tales armas como haram y creemos que todos están obligados a invertir todos los esfuerzos para salvaguardar el futuro de la humanidad contra tal catástrofe”. El mensaje (definido como fatwa) fue transmitido a las Naciones Unidas y registrado oficialmente. Sobre el tema de la prohibición del uso de armas nucleares, Khamenei también se refirió a la conferencia de la Asamblea de Expertos de Irán el 22 de febrero de 2021. Escribió: “Nuestro pensamiento islámico dice que están prohibidas las armas cuyo uso cause la muerte de personas inocentes, y no de personal militar. Tales armas están prohibidas, ya sean nucleares o químicas. Tales armas están prohibidas porque esta es la posición del Islam, y debido a la posición del Islam, no hemos buscado armas nucleares; de lo contrario, si quisiéramos hacerlo, quién es usted, cuál es su papel [Israel y Occidente], que podría prevenirnos”.

En cualquier caso, las palabras de Motahhari, en medio de la crisis de las conversaciones nucleares de Viena, reflejan los desacuerdos dentro del liderazgo militar-religioso de Irán sobre el desarrollo y uso de armas nucleares, así como la estrategia de negociación en Viena. Parece que, en la actualidad, Irán prefiere adoptar la postura que promociona la fatua de Khamenei, que prohíbe el uso de armas nucleares, pero no necesariamente prohíbe su desarrollo y producción clandestinos continuos con fines de disuasión.

Comentarios

Recientes

spot_img

Artículos Relacionados

Donaciones

 

En “Hatzad Hasheni” seguimos produciendo contenidos verdaderos y confiables para que te sigas sintiendo orgulloso de lo que eres…

¡Ayúdanos ahora con tu donación!

¡Súmate al proyecto que modifica percepciones!

CLICK AQUI PARA DONAR

Gracias por donar en este importante proyecto de diplomacia publica.