Cristianos en el Líbano temerosos de ISIS y Jabat Al-Nusra: Necesitamos pelear o pedir que la comunidad internaconal y que el Hezbollah nos proteja – Por E. B. Picali

 Mientras las organizaciones yihadistas ganar poder en el Medio Oriente, incluyendo el Líbano y en especial luego que grandes áreas de Siria e Irak han caído bajo el control del Estado Islámico (ISIS), que trata de imponer el Islam radical allí, las minorías cristianas y drusas en el Líbano han comenzado a temer por su futuro y hasta por sus vidas. Varios incidentes ocurridos recientemente en el Líbano han exacerbado este miedo: a principios de agosto, 2014 el ISIS y Jabhat Al-Nusra (JN) invadieron la ciudad fronteriza de Irsalin al noreste del Líbano y secuestraron a decenas de soldados libaneses y oficiales de seguridad allí con la cooperación de ciudadanos libaneses y refugiados sirios. Luego militantes identificados con el ISIS y JN también intentaron asaltar la ciudad de Brital al sur de Irsal. Tras los enfrentamientos entre el régimen de Assad y los rebeldes en la zona de Al-Qalamoun en Siria, cerca de la frontera este y noreste del Líbano, hay informes de que estas organizaciones planean nuevas incursiones en el Líbano. Aparte de esto, a principios de octubre, 2014 grupos armados afiliados al ISIS y JN, ayudados por refugiados sirios, se enfrentaron al ejército libanés en Trípoli y en otras regiones del norte. Según fuentes militares libanesas, estos enfrentamientos armados fueron parte de un plan integral del ISIS y JN con el fin de hacerse cargo de esta región para crear una continuidad territorial con la zona de Al-Qalamoun al oeste de Siria.

Además, durante el año pasado grafitis pro-ISIS aparecieron cerca de iglesias y escuelas cristianas en varias partes del Líbano, amenazando con que el Estado Islámico se está acercando y los cristianos serán asesinados.

Las minorías libanesas temen no sólo una invasión del ISIS y JN a la frontera oriental del Líbano y el apoyo activo que estas organizaciones reciben de grupos sunitas extremistas y de los refugiados sirios en el país, también temen que la guerra civil siria se extenderá hacia el Líbano. La preocupación de los cristianos se ve agravada por la debilidad del gobierno central y la incapacidad del ejército libanés para protegerlos, así como también por su sospecha de que ningún elemento externo vendrá en su ayuda, excepto tal vez mediante el concederle permisos de inmigración.

En respuesta a la situación, gran parte de la población cristiana ha comenzado a armarse a sí mismos y a buscar también la protección de diversos elementos – incluyendo a Hezbolá, que se aprovecha de su difícil situación para sus propios beneficios. También han celebrado conferencias y publicado declaraciones llamando a la tolerancia religiosa y apelando a la comunidad internacional por protección y ayuda. [1]

Este informe pasa revista a los temores de las minorías de cristianos en el Líbano, las expresiones de tensión entre los cristianos y elementos extremistas sunitas y los intentos de algunos cristianos de armarse por sí mismos y/o acercarse a Hezbolá con el fin de obtener su protección. También revisa sus esfuerzos en crear conciencia pública sobre su difícil situación y en frenar el extremismo sunita con la ayuda del liderazgo sunita moderado en el Líbano y otros lugares.

A finales del 2014, los medios de comunicación libaneses informaron extensivamente sobre el temor de los cristianos hacia las organizaciones extremistas musulmanas – principalmente el ISIS y JN – y el apoyo que estas organizaciones gozan entre los sunitas libaneses y refugiados sirios en todo el Líbano. Este apoyo encontró expresiones tangibles en los violentos enfrentamientos que estallaron en Irsal en agosto, 2014 y en Trípoli dos meses más tarde entre el ejército libanés y los grupos armados libaneses identificados con el ISIS y JN y también en las consignas anticristianas pro-ISIS que aparecieron en las paredes de iglesias, escuelas y hasta en casas en diversas partes del país.

Temiendo la influencia de estos elementos extremistas y en protesta por sus crímenes tales como la ejecución de dos soldados libaneses el 30 de agosto, 2014 varios jóvenes en Al-Ashrafiya, un barrio cristiano de Beirut, quemaron una bandera del ISIS que portaba la shahada (proclamación de fe musulmana: “No hay dios sino Alá y Mahoma es Su Mensajero”). Activistas cristianos en la red también lanzaron el “reto de quemar la bandera el ISIS” instando a otros a hacer lo mismo. [2] El Ministro de Justicia libanés Ashraf Rifi, de la facción sunita Al-Mustaqbal, llamó a castigar severamente a los que queman banderas argumentando que sus actos pudiesen desatar una guerra civil. Por el contrario, el Canciller Gebran Bassil, del partido cristiano de Michel ‘Auon, llamó en los cristianos a distinguir entre el ISIS y el Islam. [3]

Al día siguiente, 31 de agosto, 2014 varios sunitas de Trípoli respondieron quemando dos cruces y también pintaron en una pared “El ISIS se acerca” fuera de varias iglesias en la ciudad. [4]

 En las siguientes semanas, aparecieron muchos mensajes pro-ISIS y anti-cristianos en diversas áreas. “El ISIS está llegando” fue pintado en una pared de una iglesia en Zghata al norte del Líbano y en las paredes de un pueblo cerca de Tiro, al sur; [5] el mensaje “No hay dios sino Alá – el Estado Islámico” apareció en las paredes en Ghaza en el Valle occidental de Bekaa, [6] “El Estado Islámico hará añicos la cruz” fue pintado en una pared de una iglesia en Al-Mina, al norte, [7] y el mensaje “hemos venido a asesinarlos, adoradores de la cruz” fue pintado en la pared de una escuela cristiana en Trípoli.

Conferencias, declaraciones apelaciones para pedir protección internacional

Los cristianos del Líbano también respondieron a la amenaza de varias maneras. A nivel mediático, celebraron mítines y conferencias y emitieron declaraciones en un intento por llamar la atención en el Líbano y otras partes a su difícil situación y tratar de obtener protección internacional. En estas reuniones, hablaron sobre la necesidad de luchar contra el extremismo sunita en cooperación con el liderazgo sunita moderado en el Líbano y el mundo árabe. Por ejemplo, el 7 de agosto, 2014 los patriarcas de las Iglesias Orientales en el Líbano celebraron una conferencia en la que instaron a los clérigos sunitas y chiitas a emitir fatuas contra de asesinato de cristianos. [8] El 3 de septiembre, arzobispos maronitas del Líbano, encabezados por el patriarca Bechara Boutros Al-Rahi, emitieron un comunicado declarando su oposición “a todo tipo de discriminación, opresión, expulsión y asesinatos llevados a cabo por los grupos extremistas y takfir, que se aprovechan de la religión para promover los intereses y planes que no tienen nada que ver con los valores conocidos en el Islam”. El comunicado también pidió a la comunidad internacional, al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas y a la Corte Penal Internacional de La Haya “que adopte las medidas necesarias para poner fin a la tragedia de los [cristianos]”. [9] En una conferencia en Washington frente a la situación de los cristianos en el Oriente Árabe, celebrada los días 9-11 septiembre, Al-Rahi pidió a los Estados Unidos proteger a estos cristianos. [10]

 Armarse para la autodefensa, o depender del ejército o de Hezbolá por protección

Al mismo tiempo, los cristianos han tomado medidas para defenderse por sí mismos contra los extremistas a través de las armas, en cooperación con el ejército libanés y las fuerzas de seguridad o con Hezbolá. El 17 de septiembre, 2014 el diario libanés pro-Hezbolá Al-Akhbar publicó una serie de artículos sobre los preparativos militares y de seguridad de los cristianos en varias partes del Líbano: al norte de Beqa, un área mayormente controlada por Hezbolá en la frontera con el ISIS y JN; en las ciudades y pueblos del centro de Beqathat cercanas a la frontera con Siria; en la zona de Tiro y el sur, bajo el control de Hezbolá; en la zona del Monte Líbano, poblada principalmente por drusos; y al norte, poblada en su mayoría por sunitas, algunos de los cuales apoyan hasta cierto punto a las organizaciones extremistas.

Los artículos afirman que la mayoría de los cristianos del país se están armando a sí mismos, de forma independiente o con la ayuda de los partidos políticos cristianos, a fin de defenderse contra las organizaciones extremistas cuando llegue el momento; otros están contando con Hezbolá para protegerlos y algunos están tomando medidas de seguridad activasen cooperación con el ejército o los consejos municipales, tales como el patrullar sus regiones y hacerle seguimiento a los refugiados sirios e imponer un toque de queda nocturno sobre ellos. [11]

Parece ser que varias consideraciones influyen sobre los cristianos en diversas áreas en su decisión de si tomar las armas por cuenta propia y en el quien confiar su defensa. Un punto a considerar es su afiliación política: algunos cristianos están afiliados al Movimiento Patriótico Libre de Michel Auon, que forma parte de las Fuerzas 8 de Marzo, encabezadas por Hezbolá, mientras otros están afiliados al Partido Kataeb y al partido Fuerzas Libanesas, que son parte de la corriente rival las Fuerzas 14 de Marzo. Estos últimos se oponen a la posesión de armas por parte de elementos que no pertenecen al gobierno, incluyendo a Hezbolá. Otra consideración es la proximidad a la frontera con Siria, y por lo tanto al área donde el ISIS y JN combaten contra el régimen de Assad y Hezbolá y desde donde hombres armados hicieron su incursión a Irsal y a otras ciudades al noreste del Líbano. Naturalmente, los cristianos que viven cerca de la frontera sienten mayor necesidad de tomar las armas por sí mismos. Un tercer factor es una falta de inclinación en tomar las armas sentida por algunos cristianos, especialmente en la zona del Monte del Líbano, debido a sus experiencias en la guerra civil del Líbano. Los artículos de Al-Akhbar apuntan a una cierta brecha entre la postura de los pueblos cristianos, que esperan que el liderazgo cristiano, con todos sus partidos y corrientes, tome medidas para armar a los cristianos y se posicione a sí mismo en este liderazgo, opuesto a tomar las armas.

Uno de los artículos de Al-Akhbar destacó que los cristianos de todas las facciones y corrientes en la ciudad fronteriza de Al-Qa’a al norte de Beqa han organizado patrullas nocturnas armadas en su ciudad, en colaboración con la policía local, a fin de protegerse contra la infiltración de milicianos armados, y que la ciudad de mukhtar ha declarado que “el ejército libanés y Hezbolá no abandonarán” a los cristianos.

Otro artículo citó a un funcionario del partido de Amine Gemayel Al-Kataeb en la región de Zahle en Beqa central. Este dijo que simpatizantes del partido habían estado a favor de armar a los cristianos y que el partido, a pesar de su oposición a esto, sucumbieron a las presiones y le dijo a sus seguidores que serían libres para formar lazos de seguridad con cualquier fuerza o partido (incluyendo al Hezbolá) cuando surgiera la necesidad. El artículo también citó al coordinador del partido de Samir Geagea Fuerzas Libanesas en la misma área diciendo: “No estamos repartiéndole armas a nadie, pero le aconsejamos a los que necesitan defenderse a sí mismos que compren sus propias armas”. El coordinador local del partido de Michel Aoun el Movimiento Patriótico Libre, en esta región dijo que su partido se “oponía a la idea de armar a nadie… pero que si la situación se sale de control no nos quedaremos de brazos cruzados, por supuesto”.

Un tercer artículo citaba a un traficante de armas al norte de Beqa quien dijo que muchos cristianos estaban comprando armas de fuego personales, o incluso armas más grandes, y que los diversos partidos cristianos y facciones en la región habían vaciado sus almacenes y entregado las armas a sus partidarios. Este añadió que partidarios cristianos de las Fuerzas 14 de Marzo incluso habían recurrido a Hezbolá por armas y expresó su voluntad de luchar junto a este cuando llegue el día. [12]

El diario Al-Safir, que también apoya a las Fuerzas 8 de marzo, informó que Hezbolá había prometido su protección a los cristianos del norte de Beqa. [13]

 Uniéndose a las Brigadas de la Resistencia: Milicias cristianas bajo el comando de Hezbolá

Sorprendentemente, parece ser que algunos cristianos decidieron no sólo depender de Hezbolá para salvarlos cuando llegue el momento, sino el unirse a las milicias que operan como parte de esta organización. Varios informes recientes en los medios de comunicación libaneses indican que Hezbolá ha estado trabajando a fin de reclutar un gran número de cristianos para las Brigadas de la Resistencia (Saraya Al-Muqawama), que se compone de combatientes pagados al servicio de Hezbolá.

El 12 de noviembre, 2014 el diario Al-Nahar informó que Hezbolá estaba trabajando para reclutar cristianos, drusos y sunitas para las Brigadas de la Resistencia con el fin de combatir al ISIS y a JN. Según el informe, Hezbolá provee a los reclutas con entrenamiento y armas, e incluso les paga un salario mensual de entre 1.500 y 2.500 dólares por mes. El informe señaló además que los cristianos que se unen a Hezbolá eran jóvenes que temían por su destino debido al ascenso del ISIS, así como los que tienen dificultades financieras. [14]

El mismo día, Al-Nahar también publicó una entrevista con el no identificado comandante de las Brigadas de la Resistencia, quien afirmó que miles de jóvenes de todas las sectas desean unirse a sus filas, pero que la mayoría son cristianos. Este admitió que existían dos grupos puramente de cristianos en Deir Al-Ahmar y RasBa’albek – dos ciudades fronterizas al noreste del Líbano – que poseen cientos de miembros. [15]

La mayoría de los informes en los medios de comunicación indican que los cristianos que se unen a las Brigadas de la Resistencia de Hezbolá son partidarios del Movimiento Patriótico Libre, dirigido por el aliado de larga data de Hezbolá Michel ‘Aoun. Por ejemplo, Al-Nahar informó el 13 de septiembre, 2014 citando a los cristianos que se oponen al Movimiento Patriótico Libre, de que el movimiento junto a Hezbolá, había establecido brigadas cristianas en Jezzine al sur del Líbano. [16] Otro informe, en el portal de noticias libanes Nowlebanon el 4 de octubre, 2014, citó a un activista anónimo de derechos humanos en Sidón diciendo que se estaban celebrando reuniones secretas en hogares en Jezzine entre funcionarios de Hezbolá y simpatizantes del Movimiento Patriótico Libre para discutir el establecimiento de brigadas cristianas formadas por partidarios del Movimiento Patriótico Libre. Este agregó que Hezbolá estaba armando a jóvenes cristianos para defender sus aldeas por un salario mensual de $500. Cabe mencionar que los funcionarios en el Movimiento Patriótico Libre negaron el informe, alegando que se oponen a la idea de armar a los cristianos. [17] La unión de pueblos del área de Jezzine también negó el informe. [18]

Sin embargo, un artículo en el diario Al-Akhbar que trata de los cristianos al sur del Líbano afirmó que algunos cristianos – incluso los que son parte de las Fuerzas 14 de Marzo – pidieron que Hezbolá los entrenara y armara en secreto como parte de las Brigadas de la Resistencia y que algunos líderes y jefes de la ciudad al este de Sidón pidieron la protección de Hezbolá durante una reunión con el entonces miembro del buró político de la organización Ghaleb Abu Zainab. [19]

El 12 de noviembre, 2014 la Secretaría de las Fuerzas 14 de Marzo condenó “el prevalente fenómeno del armamento bajo supervisión de Hezbolá bajo pretexto de las supuestas Brigadas de la Resistencia… que amenazan la estabilidad de la sociedad libanesa”. [20]

Hezbolá aviva el miedo hacia los grupos yihadistas a fin de reunir apoyo cristiano y druso

Hezbolá y su apoyo mediático tienen interés en avivar los temores al ISIS y Jabhat Al-Nusra entre las minorías cristianas y drusos del Líbano y armarlos, a fin de justificar la existencia de las armas de la organización y su participación militar en Siria, en presentarse a sí mismo como el único elemento que puede defender a las minorías del país, y también atraerlos a que se unan a sus filas, al igual que Saraya Al-Muqawama. De esta manera Hezbolá espera ganar el apoyo político de ambas minorías, especialmente la de los cristianos que apoyan a las Fuerzas 14 de Marzo y las drusas que apoyan a Walid Jumblatt. Sobre este asunto, el jefe del Partido Opción Libanesa Ahmad Al-As’ad – quien es chiita anti-Hezbolá – dijo: “Hezbolá opera entre los jóvenes cristianos, sunitas y drusos en el Beqa, buscando reclutas y tentándolos con dinero… y asustarlos respecto al futuro… Además de los jóvenes chiitas, Hezbolá por lo tanto atrae a las otras sectas al juego de la muerte [en Siria]… Hezbolá está inundando al país con armas a fin de [limpiarse de culpas] a sí mismo y obtener el apoyo de las otras sectas”. [21]

Declaraciones similares fueron hechas por el ex editor del diario saudita en Londres Al-Sharq Al-Awsat Tariq Alhomayed, quien escribió en un editorial el 15 de noviembre, 2014: “Hezbolá necesita respaldo sectario a fin de justificar su presencia en Siria por lo que puede afirmar que no es el único elemento [en el Líbano] combatiendo en defensa del criminal Assad o el único elemento implementando la agenda sectaria iraní”. [22]

 

*E. B. Picali es compañero investigador en MEMRI

Notas al final:

[1] Por ejemplo, el 3 de diciembre, 2014 Al-Azhar organizó una conferencia internacional en el Cairo llamando a oponerse a la violencia y al extremismo, con la participación de cientos de musulmanes y clérigos cristianos de 120 países. Al-Mustaqbal (Líbano), 5 de diciembre, 2014.

[2] Lbcgroup.tv 8 de septiembre, 2014.

[3] Al-Hayat (Londres), 30 de agosto, 2014. El 14 de septiembre, 2014 el diario libanés Al-Nahar informó que el grafiti contra los refugiados sirios había aparecido en Al-Ashrafiya.

[4] Alquds.co.uk 31 de agosto, 2014; Al-Safir (Líbano) 1 de septiembre, 2014.

[5] Lbcgroup.tv 31 de agosto, 2014; Al-Nahar (Líbano), 5 de septiembre, 2014 Al-Mustaqbal (Líbano), 7 de noviembre, 2014.

[6] Saida-facts.com 3 de septiembre, 2014.

[7] Al-Akhbar (Líbano), 5 de septiembre, 2014.

[8] Al-Mustaqbal (Líbano), 8 de agosto, 2014.

Comentarios

Recientes

spot_img

Artículos Relacionados

Donaciones

 

En “Hatzad Hasheni” seguimos produciendo contenidos verdaderos y confiables para que te sigas sintiendo orgulloso de lo que eres…

¡Ayúdanos ahora con tu donación!

¡Súmate al proyecto que modifica percepciones!

CLICK AQUI PARA DONAR

Gracias por donar en este importante proyecto de diplomacia publica.