25 empresas israelíes en la lista negra de la ONU – Por Itamar Eichner (Yediot Ajaronot)

¿Comieron un sándwich en el establecimiento “Cafe Cafe” en Ariel? ¿Ordenaron un paquete de servicios de TV por cable de la empresa HOT en el Valle del Jordán? ¿Llenaron un tanque de combustible en alguna de las estaciones de combustible “Paz” en Ma’aleh Adumim? El comisionado de derechos humanos de la ONU amenaza con marcar a 130 compañías israelíes que operan fuera de la Línea Verde como “infractores de la ley”. Esta es una lista de las 25 empresas amenazadas por la ONU. Algunas de esas compañías se están preparando para presentar una demanda judicial. Fuentes diplomáticas indican que “esta situación podría asustar a los inversores”.

En las últimas semanas, 130 compañías israelíes y 60 corporaciones internacionales que operan en Israel han recibido una carta de advertencia inusual, firmadada nada más y nada menos que por el Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, el príncipe jordano Zeid ben Raid Al-Hussein. Esta no es una carta de advertencia que solicita recibir aclaraciones. El Comisionado advirtió en su carta a las empresas que van a paar a integrar la lista negra “que el príncipeestá formulando contra aquellas corporaciones que participan activamente en actividades realizadas allende la [inea Verda, dado que en su opinión, estas empresas “actúan de forma que contraviene el Derecho Internacional y en contra de las resoluciones de la ONU “.

Una parte de esa lista fue recibida por Ynet y “Yedioth Achronot” que se publicará a finales de diciembre, y que incluye a 25 destacadas empresas israelíes. Algunas de esas empresas activan en el sector alimenticio, otras ectivan en la prestación de servicios, la producción de medicamentos e incluso incluye a empresas de alta tecnología, cuando todos ellas comparten una misma característica: todas esas empresas desarrollan laboriosamente sus actividades en los asentamientos, en Jerusalén Oriental y en el Valle del Jordán.

מועצת זכויות האדם של האו"ם (צילום: AP)

Asamblea del Consejo de Derechos Humanos de la ONU (Foto: AP)

Entre las empresas a las que apunta el comisionado de la ONU se encuentran Ahava, Dor Alon, Amisragas, la red de panaderías Angel, Arison Investments, Ashdar, Clal Industries, Coffee Coffee, Cellcom, Danya Cebus, Electra, HP, Hot,  la Industria Aeronatica Israelí (IAI), Metrix Systems, Motorola, Nesher, Partner, Paz, Rami Levy, Remax, Shikun U’Binuy, Shufersal, Sonol y la empresa farmacéutica Trima. Estas compañías se incorporan a la lista de las 12 compañías que se publicaron previamente en el Canat televisivo 2 News, y que incluye al Banco Hapoalim, el Banco Leumi, Bezeq y Bezeq International, Coca Cola, África Israel, Teva, IDB, Egged, Mekorot, Netafim y Elbit Systems.

El matutino norteamericano The Washington Post informó que las compañías estadounidenses que se incluirán en la lista incluyen a Caterpillar, TripAdviser y Airbnb.

Aunque la mayoría de las empresas todavía están considerando cómo deben responder a estas medidas, algunas de ellas ya amenazan con devolver el fuego en dirección a la ONU, alegando que su inclusión en la lista podría dañarlas financieramente y manchar su marca comercial, y por ende están considerando la posibilidad de entablar demandas contra el comisionado y el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, que han sido los promotores que formularon la lista. Estas empresas alegan que la lista ha sido formulada en base a motivos políticos, y como ejemplo, indican que el comisionado no compiló listas similares en otras áreas de conflicto en el mundo, tales como Crimea o el Sáhara Occidental.

נציב זכויות האדם של האו"ם זייד בן ראאד אל-חוסיין (צילום: AFP)

El Comisionado de Derechos Humanos de la ONU, Zaid bin Raid Al-Hussein (Foto: AFP)

Israel y los Estados Unidos continúan trabajando activamente entre bastidores en las últimas semanas, en un esfuerzo por evitar la publicación de la lista, pero se estima que la lista ya es un hecho consumado. Aunque la publicación lista no conlleva implicaciones operativas o legales,  esta situación simbólica no deja de preocupar a los funcionarios del ministerio de Relaciones Exteriores en Israel por el hecho de que es probable que genere nuevos ataques que pudieran reforzar los esfuerzos realizados por el movimiento BDS, para disuadir a los inversionistas extranjeros y persuadir a las compañías extranjeras que operan en Israel para que reduzcan su actividad en esos territorios.

“Esto puede provocar que las grandes compañías de inversión o los fondos de pensiones que tienen acciones en varias compañías se vuelvan hacia las compañías y manifiesten que ya no desean seguir invirtiendo en ellas debido a que desarrollan sus actividades en los territorios”, advirtió un funcionario israelí. “esto podría conllevar un efecto nocivo progresivo, que finalmente podría causar daño económico a Israel”. El Ministerio de Asuntos Exteriores estima que el comisionado de derechos humanos recibió la mayor parte de la información sobre compañías israelíes de organizaciones sin fines de lucro israelíes que operan en los asentamientos e investigan actividades comerciales más allá de la Línea Verde.

AIPAC decide tomar las riendas en este tema

En un intento de torpedear estas acciones, la organización AIPAC ha estado trabajando en los Estados Unidos durante las últimas semanas en un intento para  promover una legislación acelerada en el Congreso, en la cual se estipule que cualquier compañía que proporcione información respecto a los negocios desarrollados con Israel, será considerada como quien se ha “rendido” al boicot árabe y por ende será considerada como quien ha cometido un delito según las leyes estadounidenses. Los esfuerzos del Consejo de Derechos Humanos y el comisionado que actúa bajo su dirección para aislar a Israel no son sorprendentes: este es un organismo que ha estado dominado durante años por una mayoría antiisraelí y se considera que tiene una larga historia de decisiones abominables contra Israel.

אזור תעשייה ברקן (צילום: שאול גולן)

Zona industrial de Barkan (Foto: Shaul Golan)

La directora ejecutiva de la empresa de telecomunicaciones Bezeq, Stella Hendler, publicó un blog en Facebook hace 12 días, en el que reveló el contenido de la petición que recibió del comisionado de derechos humanos de la ONU. A solicitud del Ministerio de Relaciones Exteriores, ella borró el contenido de la publicación en dicho blog. En su mensaje, Hendler escribió: “Esto es algo que el Consejo de Derechos Humanos de la ONU no quiere que ustedes sepan: Recientemente hemos recibido una solicitud de Muhammad Ali Al-Ansur, el asistente especial del comisionado para los asuntos de derechos humanos de la ONU. Al-Ansur nos informó que Bezeq estará incluida en la lista de las compañías israelíes que desarrollan sus actividades en Judea y Samaria. Nos solicitó que mantuviéramos esta información un secreto y que no publicáramos públicamente nuestra respuesta.

“Ante todo y en primer lugar, es importante exponer aquí algunos antecedentes sobre el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas”, escribió Hendler”.

  • “Desde el establecimiento de este Consejo en 2006, se emitieron 68 resoluciones que condenan a Israel, lo que representa alrededor del 50% de las decisiones políticas específicas que el Consejo de la ONU ha adoptado con respecto a determinados países específicos. No son decisiones adoptaas contra Corea del Norte, Siria, Sudán y Yemen, ya que ninguno de esos países ha recibido tal tratamiento porparte del Consejo de la ONU. No cooperaremos con dicha resolución que tiene como propósito principal propagar un sentimiento propagandístico totalmente antiisraelí. A pesar de los intentos pronunciados por el Consejo de Derechos Humanos de la ONU para dañar a Israel por medio de sanciones impuestas contra Bezeq, nos comprometemos a continuar con nuestras actividades a permanecer centrados en nuestro trabajo, para proporcionar un servicio de calidad a todos los ciudadanos israelíes, proporcionar una fuente de trabajo para todos nuestros empleados, y generar un rendimiento para todos nuestros accionistas. y acreedores. Esta es nuestra función como empresa de infraestructuras de telecomunicaciones en Israel”.

 

https://www.ynet.co.il/articles/0,7340,L-5034022,00.html – Traducido para Porisrael.org por Yoram Bar-Am

 

 

Comentarios

Recientes

Artículos Relacionados

Donaciones

 

En “Hatzad Hasheni” seguimos produciendo contenidos verdaderos y confiables para que te sigas sintiendo orgulloso de lo que eres…

¡Ayúdanos ahora con tu donación!

¡Súmate al proyecto que modifica percepciones!

CLICK AQUI PARA DONAR

Gracias por donar en este importante proyecto de diplomacia publica.